domingo, agosto 14, 2011

Compañero de viaje

Un chapulín verde limón y con enormes antenas se aferró a mi parabrisas. Sucedió justo cuando me percaté que me había pasado la salida para llegar a la ciudad. Como si el pequeño insecto me dijera que no me preocupase, me acompañó todo el camino desde aquél semáforo hasta el centro de la ciudad. Después, desapareció misteriosamente.



No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...