domingo, abril 20, 2008

Che fai...

Oggi è uno di questi giorni che mi sento nostalgica... ma...

En fin... dormía una siesta como las que acostumbraba en la pubertad... en fin, después de soñar con mis sobrinitos y jugaba con ellos, me desperté con un coro de La Traviata en la que la fiesta del primer acto concluye (justo después de "Un di felice, eterea").

("Si ridesta in ciel l'aurora, e n'è forza di partir; Mercé a voi, gentil signora,Di si splendido gioir.
La città di feste e' piena, Volge il tempo dei piacer; Nel riposo ancor la lena... Si ritempri per goder...,")


Todavía entre dormida y despierta, bajé cantando el coro y al llegar al sótano, el roomie apoderado de la computadora... tuve que esperar a que la desocupara, mientras, continuaba terminando de armar los cajones del escritorio, murmurando la letra de La Traviata...

Los domingos eran de ópera en casa. Papá cantaba su repertorio... de niña lo complacía cantando con él, yo se lo pedía, de adolescente era él quien me pedía que lo acompañara. Entre varias arias y duetos cantábamos "Un di felice, eterea..."... a veces nos echábamos La Traviata completita... alrededor de 3 horas.

No sé por qué, pero ésta que acontinuación pongo "Dami tu forza, o cielo!"(versión moderna) es un dueto que siempre me llegó, desde los 5 años... tal vez mi tierno corazón no entendía lo que el sacrificio de una mujer por renunciar a su amor significaba... tal vez por la pasión o desesperación con que Violetta le pide a Alfredo que la ame como ella lo ama, justo antes de dejarlo.

Lo sé, soy una romántica incorregible... ésta parte logra sacarme lágrimas hacia el final de esta pequeña escena...




Y aquí, la misma con La Callas... (mi cantante favorita, además de que no tiene comparación... solía tener en acetato la ópera en vivo que se presentó en Lisboa en 1958)...



ALFREDO
(entrando)
Che fai?

VIOLETTA
(nascondendo la lettera)
Nulla.

ALFREDO
Scrivevi?

VIOLETTA
(confusa)
Si' no

ALFREDO
Qual turbamento! a chi scrivevi?

VIOLETTA
A te

ALFREDO
Dammi quel foglio.

VIOLETTA
No, per ora

ALFREDO
Mi perdona son io preoccupato.

VIOLETTA
(alzandosi)
Che fu?

ALFREDO
Giunse mio padre

VIOLETTA
Lo vedesti?

ALFREDO
Ah no: severo scritto mi lasciava
Pero' l'attendo, t'amera' in vederti.

VIOLETTA
(molto agitata)
Ch'ei qui non mi sorprenda
Lascia che m'allontani tu lo calma
(mal frenato il pianto)
Ai piedi suoi mi gettero' divisi
Ei piu' non ne vorra' sarem felici
Perche' tu m'ami, Alfredo, non e' vero?

ALFREDO
O, quanto Perche' piangi?

VIOLETTA
Di lagrime avea d'uopo or son tranquilla
(sforzandosi)
Lo vedi? ti sorrido
Saro' la', tra quei fior presso a te sempre.
Amami, Alfredo, quant'io t'amo Addio.
(Corre in giardino.)

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...