jueves, julio 28, 2005

Otro día más...

Después del estado de ánimo tan canino en el que estuve el día de ayer, hoy me siento mejor. Tal vez porque en días anteriores me mal-pasé y siempre se me olvida que si no como a mis horas me da por la irritabilidad.
Eso no justifica que el boss sea nefasto y que lo único que me queda es encontrar otra chamba.
Me disgusta sobremanera su forma de ser, ya lo había percibido en la entrevista, pero era más mi emoción de mi primer trabajo fuera del país y que estaba relativamente cerca de casa, que lo tomé sin pestañear.
Ahí está el detalle, para la próxima le haré caso a mis corazonadas porque es muy importante con quien conviva uno y más si es tu jefe. Lo tiene uno que ver todos los días, a todas horas, y con mayor razón si ando de viaje.

Descripción del sujeto a grandes rasgos:

  • Complexión regular
  • Calvo como un foco con un mechón delgado de cabellos que utiliza para “cubrirse” la pelona
  • Nariz, parece que se la hubieran aplastado de un portazo, pues la tiene afilada pero como hacia abajo.
  • Boca pequeña (me extraña, para lo mucho que habla).
  • Orejas, pues OK, aunque debería escuchar el doble de lo que habla.

Actitudes:

  • Se cree que tiene una top-10 personalidad, aunque nadie lo traga.
  • Es sumamente metiche, cotilla.
  • Todos los días mientras “piensa” o maneja, o espera por la comida en un restaurante, sí... se picotea la nariz, ganas me dan de pasarle un saca-corchos y unos “clinex”.
  • Habla mucho, repite lo mismo como 5 veces, porque piensa que uno es idiota y que no entiende.
  • Machista y prejuicioso pero en mal plan, discrimina a las mujeres y a cualquier persona que no sea gabacha. Claro que se cuida mucho de no hacer comentarios que lo puedan comprometer, con aquello de la política de igualdad de oportunidades, diversidad y no-discriminación, por último, las posibles futuras demandas en su contra.
    SI ... DECEPCIÓN : aquí también los hay.
  • No escucha.
  • Si le hablas de cultura o algún tema fuera del fútbol americano, básquet o golf y deliberadamente dice “ay, no sé ni me interesa”.
  • Por su puesto, cuando le preguntas algo y no quiere contestar, no es siquiera para cambiar la conversación, o decir que preferiría no tocar ese tema, simplemente ignora que uno existe, así le repitas la pregunta de 3 a 5 veces.

¿Quién puede trabajar con semejante pelmazo?

------------------------------------------------------------------

Quité el dibujo, pues uno no sabe si en el área de sistemas fisgonéen lo que posteo jejeje... capaz de que termino en la calle jajajaja!

1 comentario:

Padrenatas dijo...

Hola Nefer, muchas gracias por tus comentarios en mi blog, ojalá te haya gustado lo que leíste en mi basurero. Por cierto estoy planeando subir más árias de ópera, y música clásica, es más, estoy pensando institucionalizar el fin de semana musical.

En cuanto a tu jefe, pues te recomiendo que te cambies de trabajo (que obvio, jajaja), un cabrón así no merce ser tu jefe. Nuévamente te mando un saludo hasta los Estates.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...