lunes, enero 05, 2009

Disertación Insomniaca

Con esto de los medicamentos locos, a parte de bochornitos y cambios de humor, me ha dado también insomnio.
Se me ha hecho la costumbre de despertar a las 3am con sabe cuánta tontería en el cerebro...
A veces me paro, camino, hago escala técnica y vuelvo al lecho calientito.

Esta mañana mi mente latosa entre sueños y despierta comenzó a disertar sobre la amistad y los besos.

Clasifiqué al beso de esta manera:

- inesperado
- asqueroso
- manipulador
- traicionero
- borracho/olvidadizo
- sincero
- impulsivo
- intenso
- desesperado
- escurridizo
- tierno
- platónico
- esperado
- "X"
- de la apuesta - sí... ése también me tocó desafortunadamente
- amoroso
- apasionado
- desinteresado
- indiferente
- discapacitado - que me provocó tortícolis
- enojado
- arrebatado

No necesariamente una persona entra en cada clasificación, sino una sola persona pudo haber logrado "n" número de las de arriba.

Sobre la amistad... mi padre solía decir que la amistad entre un hombre y una mujer es inexistente. Que siempre habrá algún deseo oculto en una o ambas partes. Yo siempre le refutaba, pues en aquél entonces yo contaba con muchos amigos (más amigos hombres que amigas, curiosamente) y según yo, ninguno de mis amigos tenían motivos ocultos, ni yo sentía algo más que una amistad hacia ellos.

Y recordando sobre amistades muy cercanas por las que por alguna razón cambió la relación se encontraron las siguientes características:

El tío era un buen amigo y al confesar su sentir, lo vi diferente (contrario a su sentir)
El que se acercaba demasiado mientras jugábamos "básquet" (no me la acababa con las amigas)
El que cuando estábamos sólos era muy querendón y en público se hacía como el "tío lolo" (loquito)
El que descaradamente me "tiraba los perros" mientras su novia lo abrazaba
El que se colaba "cariñosamente" para acercarse a alguna amiga mía que le interesaba
El que se flameaba (emborrachaba) en las pachangas y buscaba cariño
El platónico, cuyo mal carácter me sorprendió
El popular, que después de soportarme por un par de horas de charla, se dió a la fuga (sí, tengo tendencias cotorrescas a veces... a veces me da por hablar, hablar, hablar y hablar)

En fin, dicen que esto es una interminable cadena. Uno quiere el otro quiere a otro, etc. Pero no me desvío... esta disertación matutina insomniaca fue específicamente sobre el beso y sus consecuencias sobre la amistad.

A veces se prestaba la amistad a un poco de coqueteo y cariño intenso... y la amistad seguía, en otras ocasiones, bastaba un beso para dar al traste con todo.

Pensé en los sapitos que rechacé sin que siquiera se atreviesen a besar estos labios...
en los otros que lograron su objetivo (beso) y que en realidad no era correspondida, sino víctima de alguna de sus fechorías o no merecían tal privilegio...
Pocos besos fueron los sinceros y que definitivamente dejaron huella.

Conclusión a la que llegue a eso de las 5am...:

Si la amistad es sincera y alguna de las partes inicia el acercamiento y la otra persona cede, puede pasar a un segundo plano... le llamaría a un "limbo" temporal, en lo que las cosas se aclaran... puede permanecer eternamente en ese limbo sin explicaciones y una pasioncilla por ahí latosa, mientras alguna de las partes no se decida a saber qué hay más... a veces este estado es cómodo, pero a la larga trae consecuencias devastadoras si no se aclara... en otras... la suerte de que se desarrolle en un noviazgo o algo serio.

Si la amistad no era sincera, había un interés detrás (de cualquier tipo), o no interés, sino sólo ganas o soledad y una de las partes se ve sorprendida por un beso, es motivo de desastre... un desencantamiento, cae ese pedestal y esa amistad, nunca será igual.

Total... que me quedé rascándome la mollera y recordando a papá... ¿será realmente que no existe la verdadera amistad entre hombre y mujer?... sigo teniendo amigos hombres que definitivamente ni ellos ni yo tuvimos algún impulso de besarnos... mmmhhh....

2 comentarios:

NORMA ASCENCIO dijo...

wow... yo he tenido tan pocos amigOs que los cuento con una mano :S

y besos... solo he besado a 4 chavos y solo uno de ellos era algo asi como amigo amor platonico, los demas novios, asi que tambien mi variedad de besos no es mucha

mh... creo que deberé besar mas sapos en el futuro ;) hay que empezar pronto !

Anónimo dijo...

Interesante todo lo que dejas entrever aquí... yo siento que la amistad entre un hombre y una mujer es algo muy bonito pero tu pa tiene razón siempre al menos hay atracción de una de las partes, y creo que de ser posible es mejor no rebasar la frontera y así la amistad durará mucho tiempo.

Te cuento esto porque siempre aparecen en la vida algunos ejemplares que pues nos disparan las hormonas y sobretodo cuando una ya tiene una relación estable y bien con alguién pues no tiene caso amenazar la que podría ser una muy bella amistad de muchos años por una calentura pasajera... o tu qué crees Nefer?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...